fbnoscript
1 de marzo de 2018 | #1492

2 y 3 de abril: Conferencia internacional en Buenos Aires

Por Redacción

El DIP (Turquía), el EEK (Grecia), el PT (Uruguay) y el PO (Argentina) hemos convocado a una Conferencia Internacional, que tendrá lugar en Buenos Aires, Argentina, a principios de abril. Han sido invitadas organizaciones obreras y socialistas, y grupos combativos de diferentes países. El propósito es desarrollar un debate acerca de las perspectivas del período actual y las responsabilidades y tareas que nos caben a los que luchamos por la transformación revolucionaria del régimen de decadencia del capitalismo. La Conferencia se desarrollará en un escenario internacional convulsivo, caracterizado por la crisis capitalista mundial, desequilibrios políticos crecientes, una mayor guerra comercial y financiera, un incremento de las guerras imperialistas, crisis de los más variados regímenes políticos y tendencias a la rebelión popular.

Se encuentra a la orden del día la necesidad de una acción internacional común de la clase obrera y la reconstrucción de una Internacional socialista revolucionaria. Las organizaciones convocantes nos colocamos en el terreno de la reconstrucción de la IV Internacional. Partimos de la caracterización de la decadencia histórica del capitalismo y de la crisis de la humanidad que es su consecuencia. Sostenemos que la salida a esta crisis de la humanidad transita por la acción histórica independiente del proletariado, el gobierno de los trabajadores y la revolución socialista internacional.

Desde este campo político propugnamos una acción común internacional con todas las expresiones de lucha y de combate que buscan su asiento en la clase obrera y en las masas. Alentamos la clarificación de posiciones políticas y de programas, para llegar a reivindicaciones definidas y a una verificación común del resultado de nuestra lucha. Enfrentamos el desafío de una transición política de crisis capitalistas y guerras imperialistas, por un lado, y de resistencia tanto difusa como abierta de los explotados, y de rebeliones de las masas trabajadoras. Una transición que lleva a situaciones pre-revolucionarias y revolucionarias.

La Conferencia internacional será, sin dudas, un foro de debates y de conocimiento y clarificación recíprocos. Marcará, en este sentido, nuevos avances en el camino de desarrollar partidos obreros y revolucionarios. Pero debe cumplir, por sobre todo, con el deber de unir a las fuerzas que participan de ella en un plan de acción. La experiencia común en la lucha es una condición y un motor de la unidad política. El éxito de la Conferencia quedará señalado por los avances que logremos en este propósito.

La agenda de la Conferencia Internacional contempla el debate de resoluciones políticas, por parte de las diferentes delegaciones, para adoptar, en conjunto, iniciativas de acción común en torno de las cuestiones más importantes. Es una conferencia abierta; el propósito es verificar experiencias y conclusiones que permitan enriquecer una acción verdaderamente internacionalista.

¡Acabemos con las guerras imperialistas y reaccionarias mediante la unidad en la lucha del proletariado y las masas de todo el mundo!

LEE TAMBIEN:

Contribución del Partido Obrero al debate de la Conferencia Internacional

 

Compartir

Comentarios